Saltar al contenido

Recetas sanas para dar más vida a tu corazón

5 enero, 2020
recetas sanas para el corazón

Si buscas recetas sanas -sanotas- para tener el corazón de un toro, a continuación dejo algunas ideas que te van a entusiasmar. En DShopping queremos que te cuides con las mejores recetas para el corazón. ¿Por cuál te animas?

Recetas sanas para el corazón: Papillote de salmón con eneldo y zumo de limón

recetas sanas para el corazón
Fuente: yummly

Ingredientes

  • 2 trozos de salmón limpios
  • 80 gr de cebolla morada picada
  • Zumo de un limón
  • Eneldo fresco picado
  • Pimienta
  • Sal (opcional)
  • Aceite de oliva virge extra

Elaboración

Comenzamos la receta limpiando bien los trozos de salmón (también podemos pedir esto en la pescadería). Seguidamente, pelamos, lavamos y picamos fino la cebolla y el eneldo fresco. Si te encanta los alimentos naturales, te animamos a crear tu propio huerto en casa y plantar algunas especias o incluso cebollas (como las de tipo “Semillas Batlle“)

Por otro lado, exprimimos el limón sobre un pequeño bol donde también agregamos una cucharada sopera de aceite de oliva, una parte del eneldo picado y una pizca de sal. Ahora, con un tenedor, mezclamos todo muy bien para hacer la vinagreta y reservamos.

El siguiente paso será cortar un trozo de papel de aluminio grande, para hacer un sobre; o bien, cortar dos trozos de medidas similares. A continuación, colocamos el salmón y la cebolla sobre el papel de aluminio. Seguidamente, añadimos eneldo, una pizca de sal y la pimienta. Por último, cerramos muy bien el sobre de aluminio (quedando todo dentro). Recuerda sellar bien todo el papillote (con los propios dedos) sin que quede ningún lado abierto por donde se salga el vapor. 

Para acabar, introducimos el papillote en el horno a 180º C (también se puede hacer en una sartén). Después de unos minutos observa cómo se va hinchando el papel de aluminio, lo cual significa que el contenido ya está cocido. A la hora de abrirlo tendremos mucho cuidado para no quemarnos con el vapor. Una vez abierto el papillote, añadimos por encima una cucharada de la vinagreta que hicimos con el zumo de limón. ¡Riquísimo!

Estupendas albóndigas de pollo al horno

recetas sanas para el corazón
Fuente: myfoodstory

Ingredientes

  • 500 gr. de pechuga de pollo
  • 1 diente de ajo
  • 1 cebolla
  • 2 claras de huevo
  • 1 taza de pan rallado
  • 1 cucharada de tomate seco picado
  • 1/2 cucharadita de romero, perejil fresco, orégano y tomillo
  • 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra, tipo: Hacienda Ortigosa.

Elaboración

Sí, dentro de las recetas sanas, puedes disfrutar de unas buenas algóndigas de pollo como estas. Para degustarlas lo antes posible, primero precalentamos el horno a 180º C. El siguiente paso será lavar y cortar la pechuga de pollo. Una vez cortada la introducimos en el vaso de la batidora y trituramos hasta formar una pasta. Esta pasta la colocamos en un bol y la reservamos.

El siguiente paso es calentar un poco de aceite en una sartén y rehogar la cebolla y el ajo picado. Una vez que la cebolla esté transparente y el ajo esté cogiendo color (sin que esté quemado), retiramos del fuego.

Ahora, nos vamos al bol con la carne picada y añadimos el tomate seco, las especias y la cebolla y el ajo (cuando estén fríos). Meclamos todo muy bien. Seguidamente, agregamos las claras de huevo y el pan rallado, para volver a mezclarlo todo.

Una vez obtenida una masa homogénea, vamos formando las albóndigas. Podemos hacerlas del tamaño que queramos y las iremos colocando sobre la bandeja de horno, previamente forrada con papel vegetal. Una vez formadas las algóndigas, las horneamos a 180º C durante 20 minutos. Este plato podemos acompañarlo de arroz, ensalada o de estupendas verduras a la plancha.

Súper lasaña vegetal

recetas sanas para el corazón
Fuente: copymethat

Ingredientes

  • 1 paquete de láminas de lasaña precocida
  • 3 zanahorias
  • 1 calabacín
  • 1 berenjena
  • 200 gr de champiñones
  • 200 gr de espinacas
  • 100 gr de queso rallado bajo en grasa
  • 200 gr de tomate frito (casero)
  • 400 ml de leche desnatada
  • 30 gr de harina
  • Una pizca de sal (opcional)
  • Aceite de oliva

Elaboración

Para comenzar, preparamos la bechamel. Para ello calentamos un par de cucharadas de aceite en una sartén. Seguidamente añadimos la harina y la tostamos un poco (sin que se queme). Continuamos, vertiendo la leche desnatada, muy poco a poco y sin dejar de remover. Debemos remover hasta que espese y sazonamos.

Por otro lado, cocemos las espinacas unos pocos minutos (mientras hacemos la bechamel). Una vez medio cocidas, las mezclamos con una parte de la bechamel y reservamos. Por otro lado, rehogamos las zanahorias y el calabacín primero, con muy poco aceite, y la berenjena y los champiñones después. Sobreímos durante 6 minutos aproximadamente, luego sazonamos y mezclamos todo con el tomate frito (si puede ser casero).

El siguiente paso es precalentar 10 minutos el horno a 170ºC y, para continuar con la receta, montamos la lasaña. Para ello, cocemos la pasta (según las intruscciones del envase). Una vez cocida, colocamos una capa de pasta y otra de espinacas con bechamel. Montamos la lasaña alternando entre capas de pasta y verdura con la salsa de tomate. Por último, cubrimos la última capa con bechamel y espolvoreamos queso bajo en grasa, al gusto. Para terminar, horneamos la lasaña vegetal a 170ºC durante 20 minutos.

Consejo extra: Si quieres una versión aún más light de esta deliciosa lasaña, sustituye la pasta por láminas de calabacín o de berenjena y la bechamel por salsa de tomate. Le quitarás un montón de calorías.

Alimentos sanos para el corazón

recetas sanas para el corazón
Fuente: thethirty
  • Avena: uno de sus beneficios es su alto contenido en fibra, que puede ayudar a reducir el colesterol. Las de  “GRANERO INTEGRAL” vienen muy bien.
  • Chocolate negro:  diferentes estudios han demostrado que el chocolate con al menos el 60% o 70% de pureza ayuda a restaurar la flexibilidad de las arterias.
  • Tomates: son ricos en potasio, una fuente de licopeno antioxidante y, además, son bajos en calorías y en azúcares.
  • Aguacate: son ricos en grasas monoinsaturadas, además, contienen antioxidantes y potasio.
  • Patatas:  son ricas en potasio, que puede ayudar a disminuir la presión arterial, y también son ricas en fibra, con lo que tienen un efecto similar al de la avena.
  • Legumbres:  son increíble fuente de proteínas, sin grasas. Además, está demostrado que las personas que comen al menos 4 veces a la semana este tipo de alimentos, tienen un 22% menos de riesgo de padecer enfermedades del corazón.

¿Te han sido de utilidad estas recetas sanas? ¿Buscas recetas fitness especiales? ¿Quieres ver recetas veganas con garbanzos? ¿Quieres echar un vistazo a estas recetas sanas con quinoa?

Silvia Martínez
Sígueme

error: Este contenido está protegido